Condenaron a 13 años de cárcel a un gendarme que abusó de su hijastra

El gendarme Cristian Sebastián Beja Nieto, de 29 años, fue condenado en Gualeguaychú por el delito de abuso sexual con acceso carnal reiterado, doblemente calificado, en perjuicio de su hijastra de 13 años. Los hechos ocurrieron entre 2009 y agosto de 2013. El hombre renunció al derecho de apelar la sentencia y se presentó en la Jefatura de Policía para comenzar a cumplir la pena. El Tribunal de la Sala de Juicios y Apelaciones de Gualeguaychú, presidido por Eduardo García Jurado e integrado por Alicia Vivian y Mariano López, dictó la sentencia de cumplimiento efectivo en la unidad penal de la cuidad del sur entrerriano. Los agravantes del delito fueron: por ser gravemente ultrajante para la víctima, por haberse cometido por un ascendiente y en perjuicio de una menor de 18 años de edad.

Gualeguaychu

Beja Nieto quedó en libertad por tratarse de un fallo no firme, pero pocas horas después, y renunciando a sus derechos recursivos, se presentó de forma voluntaria en la Jefatura Departamental de Policía para iniciar con el cumplimiento de pena.

En el juicio contra el gendarme de 29 años se ventiló que abusó sexualmente de su hijastra durante unos cinco años, en los cuales la habría contagiado del virus del papiloma humano (HPV), Chlamydia y Ureaplasma, tres enfermedades de transmisión sexual.

El caso se conoció en agosto de 2013 a través de una denuncia que realizó el padre biológico de la víctima y tomó trascendencia cuando, a principios de septiembre, los familiares de la niña se concentraron frente a al Juzgado de Menores a esperar el ingreso del acusado que había sido llamado a declarar.

La niña le contó a su padre que su padrastro la abusaba desde los 8 años y que su madre no le creía.

Por tratarse de un delito de índole privada y por ser la víctima una menor de edad, el juicio se desarrolló a puertas cerradas para la prensa. (El Día)

Deja un comentario

Podés comentar con tu cuenta de Facebook.
  • (will not be published)

*