Descendientes italianos colaboran para iniciar la plaza propia

A la vera de la Ruta Nacional Nº 12, entre Av. Racedo y Borsotti Sur se ha comenzado a diagramar la “plazoleta de los italianos”.
El proyecto surgió de la mano del ex presidente de la Familia Piemontesa de Cerrito José Luis Panigatti y del acompañamiento del ex intendente Orlando Lovera, ambos miembros de dicha colectividad y región italiana, como modo de agradecimiento a los ancestros que llegaron a Cerrito y la zona.
“Hace muchos años vino el Cónsul de Italia a la fiesta de la Bagna Cauda y trajo como obsequio un busto de Giusseppe Garibaldi, recordado por haber unido la Italia actual y moderna. Estando como presidente de la familia piemontesa local, traté de pujar por esto, porque en algún momento el cónsul podía llegar a preguntar”, afirmó Panigatti.
Para poder dar inicio a las obras y ante la cantidad de descendientes en la localidad, inició sigilosamente a dialogar con algunos de ellos para obtener donaciones y poder comenzar la diagramación del espacio.
Así “conseguimos 46 bolsas de cemento como donación que pueden transformar también en otros materiales. Creí que era la mejor forma de poder poner manos a la obra y hacer que el municipio también se sumara para el inicio de las obras”, agregó.

Diseño de la plazoleta
Desde el inicio la idea fue conservar el espacio y sumar especies representativas. Por eso se plantó: “el ceibo que es la flor nacional argentina. La idea es que en cinco o seis años se forme un paseo de colores rojos y flores vistosas. También colocamos el árbol nacional argentino que es el ombú, y aclaro que este no es un árbol, sino una hierba gigante típica de las pampas. Y un árbol de quebracho que es el árbol forestal nacional. Como la idea es homenajear a nuestros ancestros, en los canteros frente a Garibaldi plantaremos ‘margaritas’ que es la Flor Nacional de Italia, el olivo que es propia del mar Mediterráneo y uno de los principales ingredientes de la bagna cauda original y un árbol de roble, representativa de la fortaleza, la expresión de lo duradero, el trabajo y la continuidad. Sin dudas, será un espacio con mucha alegoría”.
Sobre los costos que demandan esta construcción indicó: “todo cuesta mucho, pero de a poco y a pulmón va concretándose. A veces nos critican porque hay cosas prioritarias como la salud y educación, que sin dudas lo tienen. Pero no podemos postergar tampoco lo que hace a la belleza, la calidad de vida y sumar al ejemplo que es Cerrito para todo”.

Periódico BRUJULA

Deja un comentario

Podés comentar con tu cuenta de Facebook.
  • (will not be published)

*