Policía investigó un robo por Facebook y acusó a inocentes

Tres jóvenes pasaron tres días presos y cuatro meses procesados por un robo que no cometieron. No había más pruebas que ser amigos en Facebook y tener un auto parecido al de los verdaderos ladrones. La investigación la llevó adelante el policía que intervino tras el asalto a mano armada a un hombre en Pueblo Belgrano, cerca de Gualeguaychú, y buscó a los delincuentes por internet. El fiscal sostuvo la débil acusación hasta que finalmente el juez sobreseyó a los imputados, ya que la víctima dijo que no eran ellos los ladrones.


Todo comenzó en lamadrugada del lunes 27 de mayo, cuando tres hombres irrumpieron en una vivienda de la mencionada localidad, y a mano armada redujeron a su morador, Rubén Armando Fernández. Se llevaron unos 5.000 pesos y artículos electrónicos, para luego darse a la fuga.

De inmediato llegó la Policía, que interrogó a las víctimas acerca de características físicas de los asaltantes, su vestimenta, y un testigo sostuvo que escaparon en un auto que podría haber sido un Peugeot 206 o similar de un color oscuro.
Pocos minutos después, el policía a cargo de la pesquisa vio pasar un 206 por la calle frente al domicilio del hecho, y dio la voz de alto, pero el vehículo siguió su marcha rumbo a las Termas de Almeida. El uniformado, en lugar de iniciar una persecución para identificar a los automovilistas, tomó los datos de la patente y requirió información sobre el rodado al Registro del Automotor. El informe al respecto dio que el auto no tenía pedido de secuestro ni denuncia por robo, y estaba a nombre de Andrés Yamil García, domiciliado en Gualeguaychú.
El investigador, con fino olfato de sabueso, se sentó en la computadora, abrió Facebook y buscó el nombre del titular del vehículo, quien estaba a su vez con su fotografía en el perfil. Según el policía, el rostro era similar al descripto por la víctima sobre uno de los integrantes de la banda que le robó, por lo que procedió a revisar los amigos de García en la red social, y sostuvo que dos de ellos también tenían parecidos a los retratos hablados de los restantes ladrones: Nazareno Scolamieri y Juan Carlos Nosiglia, un primo y un amigo del sospechoso, quien es oriundo de Villaguay e integrante del Ejército.
Sin más, el fiscal solicitó los allanamientos a los domicilios de los tres jóvenes, en los cuales no se encontró ninguna prueba relacionada con la causa, pero de todos modos trasladaron a los amigos a la Jefatura Departamental de Gualeguaychú, donde permanecieron detenidos con prisión preventiva durante tres días en la celda de la sede policial, y luego fueron excarcelados, pero siguieron imputados por Robo calificado. A su vez, en la rueda de reconocimiento también resultó negativa, ya que la víctima no señaló a ninguno de los tres acusados, al no encontrarle parecido con los ladrones.
El abogado defensor de García, José Luis Morrison, calificó de “bochornosa la actuación llevada a cabo en este caso”, según señaló a El Día, ya que “nada se les pudo probar y nada habían tenido que ver en el hecho perpetrado”. A su vez, el abogado contó que “García, ese domingo había asistido a la cancha de River Plate en Capital Federal a ver un partido de fútbol en compañía de cuatro amigos más. Había bajado al último de los pasajeros a cuatro cuadras aproximadamente de donde se había registrado el asalto, por lo cual es posible que García haya pasado de regreso a su casa por el frente del domicilio donde ocurrió el hecho”.
A su vez, Morrison cuestionó: “Habiendo pasado por al menos tres garitas de Policía en su recorrido, aún no logro entender cómo es posible que ante la supuesta voz de alto dada no se inició una persecución del rodado y se comunicó al Comando Radioeléctrico para que se procediera a interceptar el automotor”. Finalmente destacó que los tres imputados fueron sobreseídos por el Juez de Garantías “gracias a la honestidad intelectual de las víctimas, que afirmaron con certeza que los detenidos no tenían parecido alguno con los autores del hecho”. Fuente: Entre Ríos Ya.

Deja un comentario

Podés comentar con tu cuenta de Facebook.
  • (will not be published)

*