“Un alumno motivado y con buenos hábitos de estudio puede afrontar cualquier exigencia”

Por Carlino Abril, Luhmann Jessica y Schumacher Micael.
Según estudios realizados en nuestro país, el 80% de los alumnos que egresan del secundario tienen la intención de ingresar a una carrera universitaria, pero las estadísticas indican que solamente culminan sus estudios universitarios el 14%.
En el marco de un trabajo de investigación que se nos pidió realizar para una materia decidimos investigar los problemas a los que se enfrentan los estudiantes de nuestra localidad en sus estudios universitarios. Comenzamos a indagar sobre cuáles eran las posibles causas de dicho problema y sus consecuencias, así encontramos diversas opiniones. Hay quienes sostienen que dicha responsabilidad recae en las universidades que deberían cambiar el paradigma de enseñanza, haciendo foco en el estudiante y en su tiempo compartido con el docente; así mismo otros destacan los grandes cambios que existen entre la secundaria y la universidad, marcando como ejemplo la diferencia en la responsabilidad que demanda en cada nivel educativo y como esto complejiza el desarrollo de la carrera. En este punto, los llamados cursos de articulación fueron presentados como la posible solución al problema del abismo, buscando nivelar los conocimientos de los futuros ingresantes, pero según la opinión de profesionales en esta área, muchos de estos cursos no son bien implementados.
La mayoría de los abandonos en las distintas carreras, por parte de los estudiantes, suceden a lo largo del primer año, lo que tiene que ver con las expectativas que se crearon en relación a la carrera elegida, como así también la autoexclusión, donde aparecen frases como: “había que estudiar mucho”, “esto no es para mí”.
En datos obtenidos por encuestas realizadas por nosotros a estudiantes de la localidad, pudimos concluir que el 67% de los encuestados siente que la secundaria le dio pocas de las herramientas de estudio necesarias para su desarrollo académico. Dentro de las herramientas más utilizadas por los estudiantes resaltaron el uso del resumen, las notas marginales y los mapas conceptuales.
Como parte de nuestra investigación entrevistamos al director de una academia que prepara a alumnos para el ingreso universitario, el profesor Mario Villar Toricelli. Este hizo hincapié en tres necesidades que hace faltar cubrir, en donde existen responsabilidades por parte de los tres actores intervinientes, es decir, estudiante, secundaria y universidad. Dichos puntos fueron: lograr hábitos y estrategias por parte del estudiante; la motivación desde la escuela para que los alumnos crean en sus capacidades; y conseguir la contención de la universidad para que el estudiante pueda sobrellevar los cambios que se dan en el primer año de la facultad.
Además, pudimos observar que no son solo los problemas académicos, los motivos por lo que surgen las complicaciones en el desarrollo de la carrera o la deserción, a esto se le suma también, las cuestiones económicas de los estudiantes, falta de trabajo, disponibilidad horaria que conlleva trabajar; la incertidumbre de la inserción laboral una vez recibidos; y en algunos casos aparecen razones de tipo “psicológico” o “emocional”, relacionadas al temor a la situación de examen, en estos casos, muchos alumnos eligen un camino a carreras académicas más prácticas y con menos cargas de lectura.
Acompañar, apoyar y sostener a los estudiantes de manera íntegra es lo que se necesita en la educación de la actualidad, según la opinión de diversos especialistas. Creemos que es necesario hacer hincapié en la motivación y los buenos hábitos para que el estudiante se sienta preparado para vencer cualquier obstáculo, por lo que este es nuestro título. Apuntemos como sociedad a que los números de las estadísticas cambien.

[1] Alumnos del 6° Año del Instituto D-200 “María Ward”. La realización de este informe corresponde  al trabajo realizado en la cátedra Prácticas Educativas

 

 

Una respuesta a ““Un alumno motivado y con buenos hábitos de estudio puede afrontar cualquier exigencia””

  1. Daniela

    Mi hijo asiste al Nacional de Cerrito,no estoy conforme con la educación que recibe,los profesores desarrollan clases poco interesantes y pobres en contenidos,no enseñan al alumno a investigar,a resumir y menos a trabajar y estudiar en grupos.Los alumnos nunca traen tareas a la casa,es muy poco lo que leen,copian y pegan textos sin analizar su contenido.Y el Gran problema de esta institución es la AUSENCIA de los docentes.

    Responder

Deja un comentario

Podés comentar con tu cuenta de Facebook.
  • (will not be published)

*