Procesaron por apremios ilegales al Jefe de la Comisaria de Cerrito

Brujula

El jefe de Comisaria Cerrito, sub Comisario Martin Maldonado, y un subalterno de la dependencia policial fueron procesados por la Jueza de Instrucción Marina Barbagelata, quien tuvo a su cargo la primera instancia de la investigación por los hechos sucedidos frente al Boliche Bailable Desorbitado Disco, en la noche del 23 de Setiembre de 2012.

 En la oportunidad, una riña entre dos personas tuvo como derivación la detención del joven Germán Balcala, quien posteriormente denunció a los funcionarios policiales por haber recibido una dura golpiza. Según el dictamen al que tuvo acceso el Diario Digital Paraná Campaña, los exámenes médicos confirmaron la existencia de un sangrado en la nariz, la perforación de un tímpano e hipertorfia de amígdalas, a raíz de los golpes recibidos. La jueza interviniente le imputa el delito de apremios ilegales, medida que fue apelada por el abogado defensor Marcos Rodríguez Allende. Mientras tanto, el jefe de la Comisaria Cerrito continúa en su cargo.
La jueza de Instrucción de Paraná, Marina Barbagelata, sustancia su dictamen en una serie de testimoniales que aportaron espectadores de los incidentes que se registraron a la salida del Boliche Bailable Desorbitado Disco el pasado 23 de Setiembre de 2012, y que tuvieron como protagonistas a dos mayores de edad: Germán Balcala y Miguel Dabin, quienes se trenzaron en una riña.

Según se deduce del fallo al que tuvo acceso este medio, al llegar la policía al lugar, el incidente ya estaba controlado y, de manera coincidente, los testigos afirmaron en la etapa instructoria que Balcala no tenia lesiones al momento de ser cargado en el móvil policial.
Según el análisis de los hechos, se puede determinar que la detención del denunciante no fue precedida por acto alguno que amerite su privación de libertad. Advierte la jueza como probable que, frente a lo sucedido y al enterarse de que sin ningún motivo los funcionarios lo iban a detener, Balcala se hubiera resistido. No obstante ello, aclara que si bien la decisión de detener al joven puede valorarse como apresurada y aunque existen circunstancias en que los funcionarios policiales se sienten desbordados por grescas generalizadas, en modo alguno habilita a utilizar más fuerza de la necesaria para lograr el propósito de la detención
De la investigación se desprende además que Balcala fue golpeado por lo funcionarios policiales dentro del móvil policial ya esposado, lo que configura claramente un acto de apremios. En tanto que, de la circunstancias se desprende que tales golpes no se propinaron al efecto de logar la detención, sino con el propósito de castigarlo por haber osado resistirse al accionar policial, pese a que este había sido ya conseguido.
Los golpes aplicados a Balcala le habrían provocado un profuso sangrado por la nariz, verificado en la primera intervención del médico policial, y la perforación del tímpano, diagnosticada por un especialista en el Hospital San Martin de Paraná.
Los hechos según la jueza, “constituyen actos inadmisibles por parte de un funcionario policial, que debió ser interrumpido inmediatamente por el superior jerárquico presente en el momento de su consumación”
En el punto 58 del dictamen, la Dra. Barbagelata señala que los golpes sufridos por Balcala, luego de haber sido detenido, resultan de tal entidad que desbordan claramente los rastros físicos que podrían dejar los forcejeos de una resistencia al ser aprehendido.
Por otra parte, advierte que los elementos probatorios reseñados y analizados son prueba suficiente en esta instancia procesal para fundar el juicio de probabilidad que importa este resolutorio, en el avance hacia la realización del juicio.
En la parte resolutoria se dicta el procesamiento de Sub Oficial Rubén Carabajal y el Sub Comisario Martin Maldonado, por la comisión del delito de apremios ilegales y lesiones graves en concurso ideal con el art. 90, 144 bis, inc. 2º y 54 del CP y art. 302 del C.P.P, confirmando la excarcelación oportunamente otorgada.
En el punto II de la resolución ordena trabar embargo sobre los funcionarios policiales mencionados hasta cubrir la suma de 200 pesos.

Fuente: Paraná Campaña- Diario Digital)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Next Post

La mayor adicción en Entre Ríos es el alcohol

El jefe de Comisaria Cerrito, sub Comisario Martin Maldonado, y un subalterno de la dependencia policial fueron procesados por la Jueza de Instrucción Marina Barbagelata, quien tuvo a su cargo la primera instancia de la investigación por los hechos sucedidos frente al Boliche Bailable Desorbitado Disco, en la noche del […]

Subscribe US Now